cosas materiales·dia a dia·Sin categoría

Ambientes de aprendizaje

¿ Qué son los ambientes de aprendizaje?

Los ambientes de aprendizaje son espacios estudiados y preparados cuya finalidad es que se produzca un aprendizaje significativo. Los materiales que se utilizan están diseñados para trabajar áreas concretas, no están colocados al azar, sino con una intención y es la de que el conocimiento surja de manera autónoma y espontánea.

Una de los pilares fundamentales de la educación es, o debería ser, el respeto. El respeto a las necesidades, a los intereses, al desarrollo de cada niño/a y a sus talentos. Por ello, en el diseño de los ambientes de aprendizaje, es positivo tener en cuenta las diferentes inteligencias múltiples:

Captura de pantalla 2016-02-22 a las 12.05.43

Al igual que pasa en el caso de los adultos, los niños/as pueden tener un tipo de inteligencia más desarrollado que otra. En el cole, al tratarse de un grupo más amplio y heterogéneo, es recomendable que haya diferentes rincones o ambientes de aprendizaje, en los que los niños puedan desarrollar sus talentos en base a las distintas inteligencias múltiples. En casa, aunque es beneficioso que haya opción de desarrollar todas las inteligencias, deberían predominar aquellos espacios o rincones en los que el niño/a muestra más interés, potenciando así, sus talentos.

Algunos de los ambientes podrían ser: expresión corporal y musical, zona de material estructurado, juego simbólico, expresión plástica y creación y zona de lectura.

 

¿Cómo preparar un ambiente?

Lo más importante cuando queremos preparar un ambiente, es que éste permita al niño/a ser autónomo/a, sin que el adulto tenga que intervenir o ayudar (al menos en exceso).

·      Los materiales es preferible que sean manipulativos, de madera, naturales, por su gran riqueza sensorial y la belleza que nos transmite. Deben estar a su alcance, en muebles adecuados a su tamaño

·      Los colores tanto del ambiente, como de los materiales o juguetes, deberían ser principalmente colores blancos, claros, colores de la tierra (marrones, beiges, arenas, melocotones…)ya que transmiten calma y ayudan a la concentración. Deberíamos evitar colores chillones y sobreestimulantes.

·      El orden y la estética son importantes, con lo cual, es recomendable no sobrecargar el espacio tanto con materiales como con estímulos.

 

Tipo de materiales para cada ambiente

A modo de ejemplo, mencionaremos algunos de los materiales que puede haber dentro de los ambientes mencionados anteriormente:

–       Expresión corporal y musical: instrumentos musicales adaptados al nivel madurativo (por ejemplo, para niños de infantil es preferible los instrumentos de percusión), telas, disfraces, material de psicomotricidad, espejo, etc.

 

–       Juego simbólico: cocinita, mercado, muñecos, coches, marionetas, animales…

DSC_0899

 

–       Zona de material estructurado: materiales manipulativos y autocorrectivos que trabajen distintas capacidades (lógicomatemática, lectoescritura, sensoriales, vida práctica) Algunos de ellos pueden ser: torre rosa, escalera marrón, arco iris Waldorf, cajas sonoras, trasvases, números de lija, alfabeto móvil…

 

–       Zona de lectura: libros de fantasía, libros de consulta, revistas, folletos, guías de viaje

 

–    Expresión plástica y creación: tanto materiales de plástica (pinturas, témperas, barro, etc.) como materiales reciclados y de la naturaleza.

Los ambientes de aprendizaje se pueden adaptar sin ningún problema a una casa, no como habitaciones o salas individuales  ( como en el caso de las fotos ) sino como por ejemplo:

  • Cajas de madera o mimbre colocadas en el suelo del salón con material de juego simbólico: coches, utensilios de cocina, muñecos y enseres…
  • Estanterías bajas en su habitación con el material estructurado.
  • Mesa adecuada a su tamaño y baldas a su altura con los utensilios de creación y expresión plástica. Otra opción, y ante la necesidad real de pintar en vertical que tiene los niños, sería pintar la parte baja de las puertas con pintura de pizarra, o poner papel continuo en las paredes.
  • Cajoneras en la cocina con sus utensilios de cocina…

La adaptación a vuestra casa ya depende de la imaginación de cada uno y del espacio del que dispongáis. Y recordad que no es necesario comprar cientos de juguetes y materiales, muchos de ellos los podemos fabricar nosotros mismos, como las cintas de viento Waldorf y el cesto de los tesoros.

¿Os animáis a enseñarme cómo adaptáis los ambientes de aprendizaje a vuestras casas?

¡ Hasta la próxima!

 

 

 

·

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s